¡Aprovecha las sobras y los restos de tu jamón ibérico!

Descubre cómo aprovechar al máximo tu jamón ibérico con estas recetas con las sobras del jamón. 

El jamón ibérico es un producto gourmet de gran valor, pero a veces nos encontramos con sobras o restos que no queremos tirar. ¡No te preocupes! Hay muchas maneras deliciosas y creativas de aprovechar estas partes del jamón que suelen desecharse. 

Partes del Jamón Ibérico que desechamos

Aunque el jamón ibérico es un manjar exquisito, es cierto que algunas partes suelen desecharse por desconocimiento o por no saber cómo aprovecharlas. ¡Error! Estas partes, lejos de ser inútiles, esconden un sinfín de posibilidades culinarias que te sorprenderán.

Corteza del jamón

Lejos de ser un simple envoltorio, la corteza del jamón ibérico es una pieza crujiente y sabrosa con un intenso sabor a jamón. Su textura crujiente la convierte en un ingrediente ideal para diversas recetas.

Tocino o grasa del jamón

Es la grasa externa que recubre al jamón una vez se le haya limpiado la corteza y las capas de grasas amarillentas. Una vez limpio, el tocino del jamón ibérico es una grasa blanca o rosácea y aromática que aporta un sabor intenso a los platos.

Hueso del jamón

El hueso del jamón ibérico puede utilizarse para preparar caldos y salsas con un sabor intenso a jamón.

Cómo aprovechar la corteza del jamón

La corteza del jamón ibérico es un ingrediente versátil con un sabor intenso y una textura crujiente que puede enriquecer tus platos de diversas maneras. ¡Descubre cómo aprovecharla al máximo!

La corteza del jamón como snack irresistible:

Cortezas de jamón fritas

Un clásico irresistible. Calienta aceite en una sartén o freidora y fríe las cortezas de jamón en tandas hasta que estén doradas y crujientes. Escurre en papel absorbente y sazona con sal, pimienta o especias al gusto. ¡Perfecto para picar entre horas o compartir con amigos!

Chips de cortezas de jamón

Hornea las cortezas en una bandeja forrada con papel de hornear a 180°C durante 15-20 minutos, o hasta que estén doradas y crujientes. Puedes sazonarlas con especias antes de hornearlas para un toque extra de sabor. ¡Ideales para acompañar salsas o como guarnición de ensaladas!

Cortezas de jamón con miel

Unta las cortezas fritas o los chips con miel y espolvorea con frutos secos picados. ¡Un contraste dulce y salado irresistible! Estas son algunas formas de aprovecharlo: 

Migas de corteza de jamón

Desmenuza las cortezas secas y mézclalas con huevo batido y especias al gusto. Fríe en aceite caliente hasta que estén doradas y crujientes. ¡Un acompañamiento perfecto para carnes o huevos!

Polvo de corteza de jamón

La corteza del jamón como sazonador gourmet. Tritura las cortezas secas en un procesador de alimentos hasta obtener un polvo fino. Úsalo para sazonar carnes, verduras, sopas o incluso espolvorear sobre huevos fritos.

También puedes usarlo para para rebozar carnes, verduras o quesos antes de freírlos.

¡Aportará un sabor intenso a jamón a tus platos!

Sal de corteza de jamón

Mezcla el polvo de corteza con sal marina fina y guarda en un recipiente hermético. ¡Una sal aromática perfecta para condimentar carnes, pescados o verduras!

Picatostes crujientes

Corta las cortezas secas en trozos pequeños y úsalos como picatostes para ensaladas, cremas o sopas. ¡Aportarán un toque crujiente y sabroso!

Consejos adicionales:

  • Elige cortezas de jamón ibérico de alta calidad.
  • Seca bien las cortezas antes de usarlas.
  • Experimenta con diferentes especias y hierbas para sazonar las cortezas.

Qué hacer con el tocino del jamón

El tocino del jamón ibérico, más allá de una simple grasa, es un tesoro culinario con un sabor intenso y una textura untuosa que puede enriquecer tus platos de diversas maneras. Puedes aprovecharlo al máximo así: 

Grasa de jamón ibérico

Extrae la grasa del tocino y úsala para freír, saltear o asar carnes, verduras o huevos. Aportará un sabor y aroma incomparables a tus platos y recetas.

Recetas y platos con la grasa del jamón

  • Croquetas de jamón ibérico: Un aperitivo clásico y delicioso que se puede preparar con las sobras de jamón y la grasa.
  • Patatas a lo pobre: Un plato tradicional español que se prepara con patatas, cebolla y grasa de jamón.
  • Revuelto de huevos con jamón ibérico: Un plato sencillo y sabroso que se puede preparar en pocos minutos.

Manteca de jamón ibérico

Tritura la grasa del tocino hasta obtener una pasta untable. Ideal para tostas, sándwiches, canapés o incluso para repostería. ¡Un ingrediente versátil con un sabor irresistible que sorprenderá a tus comensales!

Aceite de jamón ibérico

El aceite de jamón ibérico es un aceite aromático y con un sabor intenso a jamón, ideal para ensaladas, vinagretas y salsas.

Calienta la grasa del tocino a fuego lento hasta que se derrita y filtra el aceite para que se separe de los sólidos.

¡Un aceite gourmet de sabor intenso y aroma único!  

Qué hacer con el hueso del jamón

¡Sácale el máximo partido al hueso del jamón ibérico!

Lejos de ser un simple residuo, el hueso del jamón ibérico es un ingrediente valioso que puede enriquecer tus platos con sabor, aroma y nutrientes. Aprovéchalo así: 

Caldo de jamón ibérico

Coloca el hueso en una olla grande y cúbrelo con agua fría. Agrega verduras como cebollas, zanahorias y apio, junto con especias como pimienta negra, laurel y ajo. Cocina a fuego lento durante 2-3 horas, o hasta que el caldo se haya reducido y tenga un sabor intenso.

¡Ideal para preparar sopas, arroces, guisos o incluso risottos!

Gelatina de jamón ibérico

Cuece el hueso a fuego lento en agua con verduras y especias. Cuela el caldo y deja enfriar. Agrega gelatina sin sabor y mezcla bien. Vierte la mezcla en moldes y refrigera hasta que cuaje. ¡Ideal para terrinas, aspics o salsas!

¡Aprovecha al máximo tu jamón ibérico!

Al aprovechar las sobras y los restos de tu jamón ibérico, no solo estarás ahorrando dinero, sino que también estarás disfrutando al máximo de un producto delicioso.

El jamón ibérico es un manjar exquisito, pero no solo la carne es aprovechable. Las partes que comúnmente desechamos, como la corteza, el tocino y el hueso, esconden un sinfín de posibilidades culinarias que te sorprenderán.

No tires nada, ¡aprovecha al máximo tu jamón ibérico! Experimenta con las recetas que te hemos propuesto y descubre un mundo de sabor y posibilidades. Sácale el máximo partido a cada parte del jamón, desde la corteza crujiente hasta el hueso que te regalará un caldo intenso.

sobras y restos de jamón ibérico
Copyright © 2024 Puente Robles S.L. Todos los derechos reservadosDiseño Web SGM
SeleccioneDebe elegir ___ para añadir el artículo al carrito.No hay más unidadesNo disponemos de más unidades de este artículo.Eliminar artículo¿Desea eliminar este artículo del carrito?Comentario GuardadoSu comentario se ha guardado correctamente.Forma de EnvíoNo existen formas de envío disponibles para la dirección seleccionada. Por favor, seleccione otra o póngase en contacto con nosotros.Tarifa de EnvíoPara poder finalizar su compra, Debe seleccionar una tarifa.Condiciones de CompraPara poder finalizar su compra, debe haber leido y aceptado las condiciones de compra.Introduzca ContraseñaPara registrarse, debe introducir una contraseña para su cuenta. En caso contrario, desmarque la casilla.Eliminar Dirección¿Desea eliminar esta dirección de envío?Facturar compraDebe indicar su NIF/CIF/NIE en su dirección de facturación para poder factura la compra.¿Desea eliminar este artículo de su listado de favoritos?Eliminar FavoritoAñadir a favoritosQuitar de favoritosMira este producto en elcatedratico.comHola, creo que este producto te puede interesar¡Se ha agotado el tiempo!Los artículos con ofertas de última hora han sido eliminados de su compra.
Mi cesta
Entrega prevista el %s
Productos
Sin artículos en el carrito
¡Atención! Si no quiere perder la oferta, deberá finalizar su compra en: